Entradas

¿Las mascarillas son las nuevas camisetas?

Abro el armario, está a rebosar de ropa, pero tengo la desagradable (y familiar) sensación de que no tengo nada para ponerme. No es que el confinamiento haya hecho estragos… que los ha hecho; no es que los cheesecake y brownies se empiecen…